Para apoyar y favorecer aún más este maravilloso deporte, se cristalizó este proyecto basado en la prevención y cura de las lesiones provocadas por el swing de golf, analizando el jugador desde el punto de vista médico, físico y golfístico; después de cada chequeo, el equipo se reúne para redactar un detallado informe para que cualquiera pueda seguir jugando con nuestros consejos saludables.

Los fundamentos claves son:
  • Equilibrio 
  • Coordinación 
  • Flexibilidad

La columna, verdadero eje del cuerpo, tiene que conciliar dos parámetros contradictorios: la rigidez y la elasticidad; la primera a cargo de la estructura ósea y la segunda a cargo de los sistemas ligamentosos (pasivo) y musculares (activo)

Los esfuerzos de compresión que los discos intervertebrales soportan aumentan proporcionalmente; son menor a nivel cervical y máximos a nivel sacral; solo hay que pensar que a nivel sacral (L5-S1) la columna en posición erecta soporta 2/3 del peso corpóreo. Esta presión aumenta de maneras importante durante un movimiento de flexión y rotación (swing tradicional) con riesgo de daño a nivel del disco intervertebral.

Beneficios del Método más en detalle:
  • CODO: Utilizando un material más ligero y flexible, las vibraciones que normalmente estresan la articulación del codo se reducen notablemente.
  • HOMBROS: Las delicadas articulaciones y los músculos no están lastimados gracias a un final de swing lento, dejando que sea el palo quien trabaja. Proporcionalmente el grip se relaja, evitando molestias como el codo del golfista y otras tendinitis.
  • ESPALDA: debido a la posición erguida y a un pivote central, NO hay una asociación de flexión y torsión durante el swing, causa principal de protrusiones y hernias; además utilizando el palo como un látigo, repartimos el trabajo que antes era principalmente del cuerpo.
  • CADERAS: gracias al pivote central el peso se queda distribuido y no hay cambio brusco del peso con consecuente sufrimiento de la articulación sacro-iliaca. Ya no somos tan agresivos en “pasar la cadera” porqué el palo coge un rol fundamental en la pegada, que antes tenía el cuerpo.
  • RODILLAS: las puntas abiertas de los pies facilitan el giro del cuerpo y no estresan las articulaciones; además el pívot central permite una distribución homogénea del peso durante todo el swing
  • TOBILLOS: desaparecen las molestias más o menos importantes del ligamento colateral externo, gracias al pivote central, la mejoría en el ritmo y la menor agresividad.

La biomecánica es la disciplina que aplica los principios mecánicos a los movimientos del cuerpo humano; este conocimiento permite monitorear y perfeccionar el swing en sus aspectos técnicos y saludables.

Contrariamente a lo que un golfista neófito pueda pensar, la FUERZA NO es la componente más importante en el swing, pero si la más lesiva.

Las principales lesiones en el swing TRADICIONAL afectan las siguientes articulaciones:
  • ESPALDA 27%
  • Codo 26%
  • Muñeca 16%
  • Hombro 9%
  • Rodilla/cadera 7%
  • Tobillo 3%
Descargar Flyer